El crecimiento, una etapa clave

Imprimir
Una alimentación adecuada

Una dieta apropiada

Dado que el crecimiento del gatito es muy rápido, este debe ser alimentado con una dieta específica que cumpla con todos sus requerimientos nutricionales a fin de reforzar sus defensas inmunológicas, promover un desarrollo neurosensorial adecuado y facilitar el crecimiento de los huesos.

El gatito antes de los 4 meses de edad

Desde el nacimiento, el recién nacido se alimenta del calostro de su madre. Hasta cerca de su 5ª semana de edad, el gatito es alimentado con una dieta láctea.  El destete debe llevarse a cabo poco a poco en la séptima semana de edad, a una dieta sólida para satisfacer todas sus necesidades. Tan pronto se inicie este periodo, habrá un mejor desarrollo de su sistema inmunológico.
Este alimento debe ser alto en energía, completo y equilibrado en cuanto a nutrientes, proteínas, lípidos, carbohidratos, minerales, vitaminas y oligoelementos, adicionado con taurina de origen animal, necesaria para la especie felina. A pesar de que el gato es un carnívoro estricto, su dieta debe incluir granos de alta calidad con el fin de ser digestible y no causar diarreas; la capacidad del gatito para digerir el almidón contenido en los granos se desarrolla progresivamente. 
 
El alimento también debe contener todos los minerales y vitaminas necesarios para el desarrollo del esqueleto. Su contenido puede ser enriquecido con una serie de nutrientes capaces de reforzar las defensas naturales y con ácidos grasos esenciales Omega 3 y 6 para un desarrollo adecuado del sistema nervioso central. Lo importante es elegir una dieta de Nutrición-Salud que se adapte a las necesidades nutricionales del gatito. 

El gatito después de los 4 meses de edad

Durante esta segunda etapa de crecimiento, la dieta del gato debe seguir reforzando sus defensas naturales ya que sigue siendo frágil. Su estructura ósea se fortalece gradualmente y se desarrolla la masa muscular, sus necesidades energéticas aumentan alcanzando su máximo nivel en el 4° o 5° mes de edad, tras lo cual disminuye gradualmente. 
El gato puede comer la misma dieta de Nutrición-Salud para esta segunda etapa desde los 4 meses de edad hasta el final de su crecimiento, aproximadamente al año de edad.

Para evitar el exceso de peso, después del sexto mes vale la pena controlar la cantidad total de alimento disponible para el gatito. Pesar la ración diaria resulta ser la solución más precisa, según la cantidad de alimento recomendada en el envase. Renovar el agua dos veces al dia, en un recipiente de vidrio y garantizar que siempre este a su disposición.

  • facebook